Chile, plantea un escenario positivo para la inversión

1. Introducción

Chile se encuentra situado en el extremo sudoeste de América del Sur, entre el océano Pacífico y la cordillera de los Andes. Se trata de un país montañoso, recorrido de Norte a Sur por la Cordillera de los Andes y por la Cordillera de la Costa, formando entre ambas el Valle Central. Este país destaca por tener un relieve muy variado que incluye zonas desérticas, áreas montañosas con nieves perpetuas, estepas en la zona austral y paisajes polares en el extremo sur. Esta diversidad hace que coexistan variedad de climas: desértico en la zona norte, polar en el sur y subtropical en Isla de Pascua. Chile es además un país sísmicamente activo con varios volcanes en actividad.

El país andino cuenta con una población de más de 18,1 millones de habitantes, de los cuales algo más de 7 viven en la capital, Santiago de Chile. Su PIB per cápita para 2015, según estimaciones del FMI, se situó en 23.564 dólares (en términos de paridad de poder adquisitivo), y aunque tiene el mayor Índice de Desarrollo Humano de la región, sigue siendo el país de la OCDE con mayor desigualdad de ingresos; valga destacar que sólo el 0,01% de la población controla el 10% del PIB.

A pesar de tener una orografía muy compleja, no le ha impedido poseer una de las más importantes redes de transporte en América del Sur, con 13 aeropuertos internacionales, 78.000 km de carreteras y 7.000 km de vías férreas. Asimismo, en lo que se refiere al transporte marítimo de mercancías, aglutina el 88,6% del volumen total.

Según el Economist Intelligence Unit, este país está considerado como el mejor preparado “electrónicamente” para hacer negocios, por ello posee el mayor número de acuerdos comerciales firmados a nivel mundial, en virtud de su grado de apertura comercial, teniendo como principales socios comerciales a EE.UU., China, Brasil, Argentina, México, Colombia, Perú y Ecuador. Si hablamos de su economía, Chile es vulnerable a los shocks externos y presenta una elevada dependencia energética de sus países vecinos, así como de sus exportaciones de cobre. Por otro lado, aunque cuenta con una superficie total de 756.950 km2, aproximadamente 1,5 veces superior a la de España, tan sólo el 2,62% es cultivable.

La República de Chile es un Estado unitario, democrático y de carácter presidencialista, regido por la Constitución política que entró en vigor en marzo de 1981. El poder ejecutivo está encabezado por el Presidente de la República, que es Jefe de Estado y de Gobierno, quien designa tanto a los Ministros como a los Intendentes, encargados del gobierno en el interior de cada región. De acuerdo a la Constitución, el Presidente permanece en el ejercicio de sus funciones durante 4 años, sin posibilidad de ser reelegido para el siguiente mandato presidencial. Actualmente, ostenta el cargo de Presidente, Michelle Bachelet, del pacto Nueva Mayoría

2. Marco económico

Chile se configura como la economía latinoamericana con fundamentos macroeconómicos más robustos. Se trata de una economía abierta que mantiene acuerdos de libre comercio con un buen número de países. No obstante, esto último también introduce factores de riesgo, incluyendo el impacto de la fluctuación de los precios de las materias primas (principalmente minerales, que responden por más de la mitad de las exportaciones; y petróleo, que ha de importar).

La economía chilena, recientemente, ha registrado un notable crecimiento, en parte, impulsado por las obras de reconstrucción posteriores al terremoto de 2010 y las inversiones en minería, habiendo un auge económico entre 2010 y 2012. En el año 2014 el crecimiento registró una desaceleración, llegando a 1,9% con una ligera recuperación de 2,1% en 2015. Para la gestión 2016 se prevé que el PIB alcance 1,9% de crecimiento, reflejo de los todavía bajos precios de los minerales en el mundo, en particular del cobre, debido a la ralentización del crecimiento de China y también por la crisis que vive el vecino Brasil. Paralelamente, se observa un declive en el consumo particular interno. Por ello no sorprende que también el desempleo se haya incrementado levemente, de 5,7% registrado en julio de 2013 al 5,8% en enero de 2016. En este marco se tiene previsto que en el corto plazo se implementen algunas reformas laborales dirigidas a reforzar los derechos laborales.

La tasa de inflación, por su parte, ha ido ascendiendo a partir del 2013, cuando se situó en 2,8%; por encima del 1,5% registrado un año antes. La gestión siguiente, 2014, se anotó un 4,6% de inflación, ubicándose por encima del rango de tolerancia que maneja el Banco Central del 2% a 4%. Un panorama más sosegado se plasmó en 2015, con un índice de 4,4% tras registrar sorpresivamente una variación nula en diciembre, y se tiene pronosticado que llegará a 3,6% este año, acompañando el despegue de la economía.

Aunque la desaceleración es un hecho, aún así la fortaleza productiva, apoyada en el amplio número de acuerdos de libre comercio y sus fuertes vínculos comerciales con China, permite el registro de un importante superávit. En 2014 la balanza se inclinó del lado positivo con 8.560 millones de dólares, un 1,67% de su PIB. Para la gestión 2015 los resultados fueron preocupantes, aunque también positivos, llegando a 4.142,4 millones de dólares, y este 2016 empezó con cifras firmes que apuntan hacia la consecución de un saldo favorable.

Las perspectivas económicas mejoran mirando hacia el 2017, año en que se espera la recuperación de los precios de materias primas y la inversión privada vaya al alza.

Gracias a sus ambiciosas reformas estructurales, Chile sigue siendo un referente latinoamericano de progreso desarrollando políticas públicas creativas, que regularmente son analizadas y estudiadas convirtiéndose en modelos internacionales de buen Gobierno. Por ejemplo, es importante destacar que uno de sus más preciados logros sociales es la reducción en los niveles de pobreza y el aumento de la prosperidad compartida en los últimos años, lo que se traduce en una base poblacional más amplia que ha alcanzado un mayor poder adquisitivo. La proporción de la población considerada pobre (2,5 dólares diarios) se redujo del 7,7% en 2003 al 2,0% en 2014, y la pobreza moderada (4 dólares por día) se redujo del 20,6% al 6,8% durante el mismo periodo. Además, entre 2003 y 2014, el ingreso promedio del 40% más pobre se incrementó en un 4,9%.

Para un futuro próximo, fuentes consultadas estiman que, hasta finales de la década, el PIB per cápita ascendería a 28.243 dólares en un continuo incremento que se ajustaría así: 2,9% en 2017; 3,1% en 2018; 3,3% en 2019 y 3,5% en 2020. Un escenario totalmente positivo en términos de capacidad adquisitiva.

3. Clima para los negocios y la inversión

Chile posee un clima de negocios satisfactorio (calificación “A2”, según Coface), y ocupa el puesto 42 entre 189 países evaluados por el Banco Mundial respecto a su facilidad para hacer negocios. Otro dato favorable es que la economía chilena es la más libre de América Latina y la séptima a nivel mundial, de acuerdo con el Índice de Libertad Económica de 2015 elaborado por Heritage Foundation.

Alcanzar este nivel de acreditación depende de ciertas características que Chile ha cultivado a lo largo de varios años: sus instituciones son fiables y sólidas, la corrupción se mantiene en niveles mínimos y ha conseguido crear un clima en el que los inversores pueden sentirse protegidos, además de unas reducidas barreras impuestas al comercio que favorecen el flujo comercial con el exterior. Para quienes tengan planificado abrir sucursales en Chile, uno de los incentivos más interesantes promovidos por el Ministerio de Economía es el proyecto Empresa en un Día, que entró en vigor en febrero de 2014, y que permite constituir nuevas empresas en un día a coste cero, simplemente completando un formulario on line y sin la necesidad de abogados o trámites notariales.

No obstante, no son las regulaciones legales las que representan alguna preocupación para los emprendedores, sino ciertas estimaciones que apuntan a la posible dificultad a mediano plazo para ampliar la capacidad de generación energética, por la vulnerabilidad del país frente a desastres naturales (sequías y terremotos) y a la oposición de determinados grupos a la ejecución de proyectos energéticos en áreas ambientalmente sensibles.

Al poner en la balanza los pros y contras de invertir en Chile actualmente, la tendencia es definitivamente positiva. Como dato ilustrativo, el país se situó en 2014 dentro del grupo de los 20 principales receptores y emisores de inversión extranjera directa (IED), según el Informe Mundial de Inversiones de la UNCTAD. A nivel de Sudamérica, Chile recuperó su posición como segundo mayor destino de las entradas de IED, desplazando a México, totalizando 23.000 millones de dólares provenientes de grandes fusiones y adquisiciones, llamando la atención los sectores farmacéutico y energético.

4. Mercado y sectores en auge

Chile es una nación privilegiada en recursos naturales mineralógicos, y por ello debe buena parte de sus ingresos a su explotación. En los últimos años, la importancia del sector se sitúa en el 12,1%, y los réditos por la explotación del cobre llegan a ser el 11,6% del PIB.Es el primer productor de cobre del mundo y posee la cuarta parte de las reservas estimadas de esta materia prima. Asimismo, el total de nitratos naturales que se comercializa en los mercados proviene de Chile, y lo mismo sucede con el 61% de la producción mundial de yodo, el 52% de renio y el 35% de litio. Además, es el tercer productor de molibdeno en el mundo, con un 14% del total, y el octavo productor de plata, encargándose de colocar en el mercado el 5% de la producción global. Se estima que la inversión en minería para el intervalo 2011-2018 será de 100.000 millones de dólares, el 40% destinado sólo en equipos. Dado el peso que tiene este negocio en la economía chilena, es importante conocer que según los analistas, se vivirá una recuperación paulatina de los precios de estos y otros minerales

Pesca y acuicultura

Agropecuario y forestal

El país austral se especializa en aprovechar el terreno cultivable del que dispone, habiendo conseguido transformarse en un referente en cuanto a producción de alimentos, como por ejemplo frutas de exportación (uvas, manzanas, cerezas, arándanos, aguacates…), verduras y cereales para consumo interno (trigo, patatas, remolacha y maíz…); producción de carne de cerdo y aves de corral cuya demanda se mantiene en ascenso.

En la gigantesca cadena productiva alimentaria existen muchas oportunidades para actividades de procesamiento, riego y refrigeración, así como para la provisión de maquinaria y tecnología agraria.

Algo similar sucede con la industria forestal que, asociada a la celulosa y manufacturas de madera, es otro de los sectores en expansión.

En Chile, donde abundan lagos naturales, la actividad económica principal es la pesca y comercialización de grandes volúmenes de pescado, como salmón, merluza y trucha, además de frutos de mar. Unos son producto de la pesca extractiva y otros de la acuicultura desarrollada aprovechando los recursos hídricos de la región, logrando entre ambos generar un enorme volumen de exportación.

Construcción

La vulnerabilidad geográfica de Chile, expuesto a una actividad sísmica impredecible, ha impulsado el desarrollo de un sector de la construcción que se ha ido especializando en la oferta de edificaciones adaptadas a las características mencionadas. Por ello, importantes oportunidades para el sector llegan de la mano del Plan de Concesiones del Ministerio de Obras Públicas, con la construcción de hospitales, autopistas urbanas e infraestructura aeroportuaria.

Energías renovables

Uno de los puntos clave para la expansión de la economía chilena es la disponibilidad de energía que mantenga en funcionamiento el resto de los sectores productivos. Por ello el desarrollo de energías renovables y la eficiencia energética son fundamentales para Chile, que ya cuenta con una enorme presencia de empresas de energías renovables dedicadas a la producción hidroeléctrica, eólica y solar. Sin embargo, su importancia aún es relativamente pequeña, cercana al 6% del total consumido, razón que impulsa a expandir el sector apuntando al objetivo de cubrir el 20% de la demanda hasta el año 2025.

TICs

Chile es el segundo país a nivel sudamericano con mejor desarrollo de las TICs. Por tanto, están sentadas las bases para asumir el liderazgo en cuanto a exportaciones de productos informáticos con alto valor añadido, y es por ello que se espera una mayor inversión tanto pública como privada para potenciar este despegue tecnológico.

5. Empresas chilenas destacadas

Falabella: Compañía fundada en 1889 por una familia italiana radicada en Chile, es hoy en día una multinacional denominada S.A.C.I. Falabella que opera bajo el concepto de tiendas por departamentos. Tiene presencia en Argentina, Perú, Colombia, Brasil y Uruguay.

Antarchile: Se trata de la principal sociedad
holding del Grupo de Empresas Angelini, uno
de los mayores conglomerados empresariales
de América del Sur. Fue fundada en 1989 por Anacleto Angelini, empresario italiano que amasó una de las más grandes fortunas del país. La firma tiene importantes

inversiones en empresas de diversos sectores, tales como el industrial, forestal, pesquero, distribución de combustibles, energía y minería, entre otras.

Copec: Compañía de Petróleos de Chile S.A., es una empresa distribuidora de combustibles fundada en 1934. La marca Copec es parte del holding de Empresas Copec S.A. Actualmente no sólo se dedica al negocio de los combustibles, sino que ha diversificado sus inversiones hacia áreas en que Chile presenta ventajas competitivas, como la forestal y pesquero.

Cencosud: Centros Comerciales Sudamericanos S.A., es un consorcio empresarial fundado en 1950. Opera en diversos países de América del Sur (Argentina, Brasil, Perú, Colombia), principalmente en el negocio minorista.

6. Casos de éxito: empresas españolas implantadas en Chile

Abantia Chile: Grupo empresarial líder en ingeniería aplicada integrado por nueve empresas especializadas; sus áreas de acción son electricidad y seguridad, sistemas y telecomunicaciones, montaje industrial, entre otros. Su sede central se localiza en España, en las ciudades de Barcelona y Madrid, en tanto que en Chile se ubica en la ciudad de Santiago.

Acciona Energía S.A.: Es una división de energía del grupo ACCIONA. Como empresa innovadora, lidera los avances tecnológicos en el ámbito de las energías renovables, especializándose en energía eólica y fotovoltaica, además de hidroeléctrica, termosolar y biomasa. Sus sedes centrales en España se localizan en Madrid y Navarra, y está presente en más de 20 países, entre ellos Chile.

CEAC Chile: Empresa que forma parte del Grupo Educacional Cpech, fundado en 1946 en España, donde se encuentra su sede central. Se dedica a la enseñanza privada a distancia con el fin de la obtención de títulos de

7. Noticias de corte económico

formación profesional.

Grupo Rhointer Chile: Es una empresa española enfocada en la comercialización de pequeños aparatos electrodomésticos y productos de menaje, cuchillería y mesa. Las marcas presentes en Chile son Magefesa, Marmicoc y Fantuzzi.

Chile pierde puntos, pero mantiene séptimo lugar en el mundo, (latercera.com, 1 de febrero de 2016)

Según el Índice de Libertad Económica 2016, de la Fundación Heritage, el país continúa siendo líder en América Latina.

Tras Chile Day en Mayo, Inbest prepara nueva versión para el 2° semestre en Nueva York

(pulso.cl, 11 de marzo del 2016)

En mayo se realizará la primera cita en Londres, que además contará con la presencia de la Presidenta Michelle Bachelet, para promocionar las inversiones extranjeras en el país. Desde 2010 que no se realiza un Chile Day en Estados Unidos. Leer más

Presidenta Bachelet llamó a los inversionistas extranjeros a aprovechar las ventajas

competitivas de Chile, (ciechile.gob.cl, 12 de enero de 2016)

La mandataria inauguró el Foro Internacional de Inversiones Chile 2016, en el que 46 compañías, provenientes de 21 países, exploraron oportunidades de inversión de negocios en el país. Leer más

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Chile, plantea un escenario positivo para la inversión
5 (100%) 18 votes